:: Casa de Pai Jacó ::



28-08-2009

En los problemas de la possesion

EN LOS PROBLEMAS DE LA POSESIÓN

“Porque nada traemos para este mundo y manifiesto y que nada podemos llevar de él”.
Paulo Timoteo, 6:7


No encarceles el propio espíritu en el apego a los patrimonios transitorios del plan material que, muchas veces, no pasan de sombra coagulada alrededor del corazón.
Observa el infortunio de cuantos se agrillaron la pasión de la posesión, en los territorios del sentimiento.
Muchos no se contentaron con la propia ruina, convirtiendo los semejantes en victimas de los desvaríos a que se confinaron, insanos.
Supónganse dueños de las criaturas que amaban y, ante las primeras señales de emancipación a que se mostraron dispuestas, no dudaron en abatirlas bajo golpe homicida.
Se juzgaban propietarios absolutos de bienes pasajeros y transformaron las lágrimas de los huérfanos y de las viudas en cadenas de hambre y vínculos de la muerte.
Se presumían mandantes exclusivos de la autoridad y fortalecieron el imperio de la violencia.
Sobreestimaban los propios recursos y, enceguecidos en la megalomanía del poder descarriado, agravaron, junto de si, los peligros de la ignorancia y los procesos de la crueldad.
Todos ellos, sin embargo, dominados por el orgullo, despertaron, desorientados e infelices, en las tinieblas que amontonaron en si mismos, con inmenso trabajo a hacer para la propia liberación.
Usa las posibilidades de la vida, sin la presunción de te señoreares de aquello que Dios te presta.
En esta o en aquella ventaja efémera, que te felicite el camino entre hombres, recuerda, con el apóstol Paulo, que los espíritus reencarnados no traen consigo cualquieras propiedades materiales para este mundo y manifiesto y que ninguna de ellas podrán llevar de él.


Medium Francisco Candido Xavier, por el espíritu Emmanuel.





:: Casa de Pai Jacó ::